Usted está aquí

Ceniceros emplaza a Andreu a abandonar sus silencios cómplices y llamar al orden a su socio en el Gobierno de La Rioja

10-09-2020

El PP exige a Raquel Romero que se aplique la ejemplaridad en su cargo de Consejera y respete la presunción de inocencia

Resulta vergonzoso que en plena segunda ola de contagios y en plena crisis socioeconómica, la única iniciativa de Podemos sea retirar el título a Juan Carlos I 

El Presidente y Diputado Autonómico del PP de La Rioja, José Ignacio Ceniceros, ha emplazado a la Presidenta, Concha Andreu, a “abandonar en algún momento sus silencios cómplices y hacer alguna llamada al orden ante los despropósitos perpetrados por Podemos, su socio en el Gobierno Regional, no en vano la Presidenta es la primera responsable de la acción de su Gobierno”.

         José Ignacio Ceniceros ha realizado estas afirmaciones hoy, día 10, durante el debate en la Cámara Regional de una iniciativa del Grupo Mixto (Sección Podemos) por la que se instaba al Ejecutivo Regional, del que Podemos es socio, a “retirarle a Juan Carlos I el título de Rey el tratamiento de Majestad”, así como a “expresar su posición favorable a que sea investigado judicialmente y, en su caso, enjuiciado por presuntos delitos de corrupción en los que estuviera implicado”. Por último, la Proposición No de Ley, defendida por la Diputada Raquel Romero, Consejera de Igualdad, Participación y Agenda 2030 del Gobierno Regional, pide al Ejecutivo presidido por Concha Andreu que “exprese su defensa de los valores democráticos y republicanos”.

“Esta iniciativa no solo es desafortunada, tanto como los vídeos políticos grabados en las dependencias de la Consejería, confundiendo lo público y lo privado. Además, muestra sus contradicciones. Las mismas que cuando se define feminista y mantiene a un Director General que exhibe su machismo. En su iniciativa cuestiona al Rey Emérito, según usted heredero del fascismo, a la vez que critica el deterioro de la imagen del país por su marcha. O ha contribuido al prestigio del país o no. Aclárese”, ha emplazado.

“El movimiento del 15-M pedía más democracia u otra democracia. Pues aplíquese esa higiene democrática. Aplíquese la ejemplaridad, dentro de su propia consejería, y ante todo respete la presunción de inocencia”, ha resaltado.

        

         José Ignacio Ceniceros ha asegurado que “nada hay más alejado de los intereses de La Rioja y de los riojanos que lo que Podemos trae a este Parlamento. Inmersos en una segunda ola de contagios y en una crisis sanitaria, económica y social de esta envergadura, su primera iniciativa en el Parlamento de La Rioja, más de un año después de su nombramiento, sea pedir que a Juan Carlos I se le retire el título de Rey, produce vergüenza”, ha señalado.

         En este sentido, ha reprochado a la autora de la iniciativa, rechazada por el Pleno de la Cámara, que “como consejera ha demostrado su habilidad para la contratación de personal y de pancartas. Como Diputada, se la conoce por su silencio y un voto comprometido para cuatro años que le permite ser la consentida del gobierno de la Señora Andreu. Ni con secretarios ni asesores parlamentarios es capaz de presentar una iniciativa en condiciones. El contenido de esta iniciativa es lo más ajeno a las competencias de esta Comunidad Autónoma, quizás por eso ni el PSOE votó a favor de que se admitiera en otras cámaras, como la extremeña”, ha recordado.

José Ignacio Ceniceros ha señalado que “en lugar de instarse desde su cargo de diputada a sí misma en su cargo de consejera, en una ceremonia de confusión de papeles, pida a su grupo que presente esta iniciativa en el Congreso de los Diputados. Comprobaremos así si el Presidente Sánchez mantiene su silencio y se pliega ante las broncas de Pablo Iglesias”.

El Presidente del PP de La Rioja ha finalizado su intervención en el hemiciclo recordado que “la forma política del Estado español es la monarquía parlamentaria, según recoge el artículo 1 de nuestra Constitución. Un texto refrendado por una amplia mayoría de españoles. Durante su reinado, Juan Carlos I ha asumido la más alta representación del Estado, ha sido un símbolo de la unidad de España y ha demostrado su compromiso con el avance de la democracia en nuestro país, con la consolidación de las instituciones estatales y autonómicas y con la pluralidad y el progreso de nuestro país”.