Usted está aquí

El PP de Logroño solicita que la calle Ollerías cuente con una placa conmemorativa en recuerdo de las víctimas del atentado de ETA

29-10-2019
Logroño

El 27 de noviembre se cumple el 39 aniversario del atentado más cruento de ETA en nuestra comunidad

El Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Logroño ha anunciado esta mañana que presentará un ruego en el pleno municipal del mes de noviembre en el que solicita que la calle Ollerías cuente con una placa o hito conmemorativo en recuerdo de las víctimas del atentado terrorista que la banda ETA perpetró en nuestra ciudad en 1980. El atentado más cruento de ETA en nuestra comunidad autónoma.

En el ruego los populares solicitan al Equipo de Gobierno que se coloque este recuerdo contando con la colaboración de las Asociaciones de Víctimas de Terrorismo en nuestra comunidad y de las familias de las víctimas.

“Desde el grupo popular consideramos que esta calle debe contar con algún tipo de elemento en el que se recuerde el trágico suceso de la historia de nuestra ciudad y a las víctimas del atentado. Un sencillo homenaje de la ciudad de Logroño a las víctimas y a sus familias”, ha señalado el portavoz del Grupo Municipal Popular, Conrado Escobar.

El 27 de noviembre de 1980 la ciudad de Logroño se conmocionó ante el atentado que la banda terrorista ETA perpetró en esta céntrica calle de la ciudad, calle hostelera muy frecuentada por cuadrillas en aquella época. Atentado en el que perdieron la vida Miguel Ángel San Martín (51 años), Joaquín Martínez (45 años) y Carlos Valcárcel (40 años) e hirió gravemente a José Luis Hernández.

El atentado tuvo lugar en el bar Paco, un local que habitualmente era frecuentado por miembros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado. Los etarras aparcaron enfrente de la puerta del bar un coche cargado con tres ollas metálicas rellenas de dinamita, goma 2 y metralla, que pretendían detonar a distancia con un telemando. Esperaron hasta las 21:40 horas,

momento en el que vieron acercarse a tres personas. Cuando estaban muy cerca del coche-bomba los terroristas detonaron el artefacto que les alcanzó de lleno. La onda expansiva hirió a otras seis personas que estaban en la calle.