Esther Herranz considera que la negociación con Estados Unidos del TTIP es una oportunidad para las exportaciones españolas

La eurodiputada riojana ha explicado que el objetivo de la Unión Europea es alcanzar un acuerdo antes de finales de este año

Durante su intervención en una ponencia para cerrar la Asamblea Anual de Cooperativas Agroalimentarias de la Comunidad Valenciana

La eurodiputada del PP, Esther Herranz, ha participado este viernes en la clausura de la Asamblea Anual de Cooperativas Agroalimentarias de la Comunidad Valenciana donde ha puesto de relieve que la actual negociación con Estados Unidos del Acuerdo Transatlántico sobre Comercio e Inversión (TTIP) puede representar una gran oportunidad para las exportaciones españolas. Herranz, miembro de la Comisión de Agricultura del Parlamento Europeo, ha recordado que “tenemos delante un mercado que ofrece 300 millones de consumidores a las exportaciones españolas para sectores agroalimentarios clave, como el de frutas y hortalizas, el aceite y el vino”.

Precisamente por ello, el objetivo de la Unión Europea es conseguir un acuerdo con Estados Unidos que satisfaga estas expectativas antes de finales de año “pero por el momento no ha habido grandes avances en aquellos aspectos que más preocupan a los negociadores europeos”.

En lo que se refiere a los intereses españoles en esta negociación, la eurodiputada ha situado en primer plano el sector hortofrutícola, “el sector productor de cítricos espera como agua de mayo poder incrementar su cuota de mercado en Estados Unidos, pero para ello es necesario que ese país relaje las trabas fitosanitarias aplicadas a las producciones europeas”.

Otro de los sectores que aglutina un enorme interés es el del aceite de oliva, donde los intereses españoles se enfrentan al “lobby” americano que está dispuesto a proteger su producción creciente de las importaciones procedentes de Europa, tal y como ha explicado la diputada riojana. “Aunque el aceite de oliva podría tener un futuro prometedor en el mercado americano, tendrá que salvar la presión del gremio aceitero estadounidense que está luchando por endurecer las normas comerciales aplicadas a este producto” ha dicho.

Esther Herranz considera que uno de los aspectos más relevantes y que más preocupan a la parte europea en esta negociación con Estados Unidos es la protección de las denominaciones de origen y de las indicaciones geográficas en todos los productos agroalimentarios. En este sentido, Herranz ha dicho que la Unión Europea aspira a que las negociaciones sobre esta cuestión terminen con el establecimiento de una lista de denominaciones de productos agrícolas que quedarían protegidos en el mercado americano.

La eurodiputada ha anunciado también que la semana que viene la Eurocámara votará un informe sobre los desequilibrios en la cadena alimentaria en el que se pide la introducción de un marco legislativo europeo que establezca principios generales que sirvan para regir las relaciones entre los diferentes operadores para evitar prácticas abusivas.

Esther Herranz ha explicado que el PP, también le ha pedido a la Comisión Europea que favorezca la transparencia en la cadena de suministro y promueva campañas de información a los consumidores sobre las prácticas comerciales desleales que existen y sus consecuencias para todos. “Otra de las medidas que queremos promover es la agrupación de los agricultores en cooperativas y organizaciones de productores con el fin de que el sector primario gane poder de negociación dentro de la cadena” ha explicado la eurodiputada.